Dinámicas de trabajo en equipo para mejorar la comunicación

dinamicas de trabajo en equipo

Imagina que debes gestionar un equipo de trabajo integrado por personas de diferentes nacionalidades y que cada una de ellas habla en su propio idioma. ¿Cómo lo harías? ¿Es imposible establecer algún tipo de relación entre ellos?

La respuesta es clara: no. Ni siquiera si el grupo está marcado por la singularidad de que sus integrantes no hablen una lengua común, por ejemplo el inglés, puede decirse que es imposible que exista comunicación entre ellos. Recuerda, la comunicación es algo que va más allá de la expresión verbal.

De hecho, y ya entrando en materia, es la base para el rendimiento de cualquier organización. Los equipos de trabajo están determinados por las relaciones, los roles, las dinámicas y los vínculos que se establecen en su interior, todos ellos generados en buena medida por el tipo de mensajes que circula entre sus miembros.

En el caso del equipo conformado por personas que no hablan un mismo idioma, la comunicación se expresaría de otra forma y por otros medios, pero sin ella no habría posibilidad de concebir un grupo como tal. Está claro, ¿no?

 

¿Cómo mejorar la comunicación de nuestros equipos?

Ahora bien: una vez hemos reconocido el valor de la comunicación y hemos potenciado algunos de sus elementos dentro del ámbito laboral, ¿cómo podemos mejorarla? ¿O es ella, por sí sola, la que mejora con la práctica?

En esto la comunicación se parece a la motivación, pues es necesario alimentarla de forma estratégica. Es decir, con acciones concretas que involucren a la totalidad de los miembros de los equipos de trabajo. ¿Se te ocurre cómo hacerlo? No lo pienses tanto; a continuación te sugerimos algunas dinámicas para ello:

1) Hablar en un idioma inventado:

La dinámica consiste en la conformación de grupos pequeños, de 3 o 4 personas como máximo. Cada grupo debe pasar al frente e iniciar una conversación en un idioma que haya inventado o que improvise en ese mismo momento. Al finalizar la charla, entre todos se tratará de desentrañar el sentido del diálogo, los roles que imperaron en él y el tipo de mensajes que se han intercambiado.

2) Creación de historias:

Para esta actividad se necesita un ovillo de lana o una cuerda larga. Un integrante del grupo empieza a contar una historia, que puede ser real o inventada, y al cabo de un rato le lanza el ovillo a otra persona del grupo (sin dejar de sujetarlo por un extremo). La otra persona debe continuar la historia y lanzar a su vez el ovillo a otra. El objetivo es tejer (nunca mejor dicho) una historia entre todos e identificar los puntos en común que tienen los fragmentos narrados por los participantes.

3) Pasillo de aplausos:

El grupo se reparte en dos filas, cada una con el mismo número de integrantes. Las personas deben quedar una frente a la otra formando una especie de pasillo. De una en una van pasando a lo largo del mismo y sus compañeros les aplauden a la vez que les dicen cosas positivas: cualidades, talentos y fortalezas. En este caso, la idea es reafirmar el rol de cada integrante y generar empatía y confianza.

 

Post relacionados:

 

POST - TOFU - Inteligencia Emocional
Tags:

1 Comentario

  1. Pedro Ortiz
    15 agosto, 2016

    Gracias por este artículo en el que indicas cómo facilmente se puede mejorar la comunicación.
    Yo creo que es importante asimismo usar buen programa que permite unir la gente en el equipo. Conozco muy buena herramienta que se llama Kanban Tool. Ultimamente se hace más conocida. Este programa se basa en un tipo de tablero en línea que permite visualizar los proyectos de un equipo, colaborar con los miembros del grupo. Tambien permite hacer buen segumiento del progreso de proyectos gracias a la posibilidad de diferentes estadísticas. Creo que puedes comprobar esta herramienta para los propositos para el equipo. Bajo este enlace http://kanbantool.com/es/ encontraras mas info si te interesa. Un saludo. Pedro

Añadir comentario