¿Hacia dónde se dirige el headhunting?

headhunting

Desde que estalló la crisis económica, los cazatalentos profesionales o headhunters han visto cómo ha disminuido su trabajo en casi un 50%, según datos publicados por el diario El País. La inestabilidad laboral, la no creación de nuevos empleos y los continuos despidos están obligando a este tipo de profesionales a reinventarse, pero ¿hacia dónde se dirige el headhunting?

En búsqueda de nuevos nichos de mercado

El principal objetivo de los headhunters hasta el momento era captar a los altos directos con talento a través de contraofertas, incrementos salariales o mejora de las condiciones laborales. Sin embargo, hoy en día, es muy complicado que un profesional que cuenta con un puesto de trabajo estable y seguro quiera arriesgarse a cambiarlo por otro, aunque pierda la oportunidad de adquirir nuevas aspiraciones laborales.

De hecho, las empresas apuestan cada vez con más fuerza por la promoción interna de sus empleados y no por fichajes externos.

La nueva realidad del mercado laboral y el cambio de actitud de los profesionales con altas responsabilidades reduce las posibilidades del headhunter de encontrar personas con talento y capacidad para liderar un proyecto.

En este aspecto, los cazatalentos tienen diversas opciones:

• Utilizar estrategias innovadoras y mucho más agresivas para conseguir los perfiles más preciados.
Ampliar su abanico de búsqueda de candidatos, incluyendo mandos intermedios o profesiones de reciente creación cuyos perfiles aún son escasos.
• Buscar el talento y la excelencia en profesionales extranjeros. De hecho, esta tendencia ha pasado del 30% al 80%.
• Ofrecer servicios complementarios a la búsqueda de candidatos, como por ejemplo la consultoría de recursos humanos.

TEXT - BOFU - Executive MBA

Redes sociales, competencia directa

Las redes sociales se han convertido en las grandes enemigas de las empresas de headhunting. Sólo Linkedin aglutina 259.000.000 de profesionales de todo el mundo, cifra que no deja de crecer día a día. Estas redes especializadas son un punto de encuentro fundamental para el contacto directo entre empresas y profesionales, especialmente mandos intermedios.

Los headhunters pueden encontrar aquí a un tipo de profesional que utiliza las redes para darse a conocer, pero que no busca trabajo. Es el conocido como “talento pasivo”. Su batalla por atraerlo es encarnizada, ya que en muchas ocasiones las empresas prescinden de los servicios de headhunting porque la red social les permite establecer una relación directa. A pesar de las ventajas que ofrece la búsqueda a través de redes sociales, muchos cazadores de talentos aseguran que la interacción personal es el factor decisivo para saber si el candidato es la persona adecuada.

Un aspecto a favor de los headhunters (y del que deben sacar el mayor provecho) es que muchos de los altos ejecutivos y directivos no están presentes en redes tan copadas como la mencionada Linkedin. Así que la exclusividad es una baza con la que las empresas de headhunting deben jugar.

Reinventarse para seguir creciendo

En cualquier caso, los headhunters deben convertir las adversidades en oportunidades. Reinventarse siempre es la mejor opción para seguir aprendiendo y creciendo. Además, el headhunting es una carrera de fondo a la que hay que dedicar tiempo y esfuerzo.

Post relacionados:

POST - TOFU - Habilidades Manager (Duplicado)

Tags:

Añadir comentario