7 tips para potenciar tus habilidades de comunicación

habilidades de comunicacion

 

La comunicación es una habilidad clave tanto a nivel personal como profesional. De ella depende el éxito o fracaso de nuestras relaciones sociales.

Esta capacidad es cada vez más valorada dentro del mundo empresarial, y fundamental si deseas convertirte en un gran líder.

En el acto de la comunicación intervienen diversos elementos que influyen de manera determinante en el proceso, pudiendo favorecerlo o interponerse en él, impidiendo una comunicación eficaz.


TEXT - TOFU - Habilidades director general


Cómo potenciar tus habilidades de comunicación

Si deseas evitar que tu habilidad comunicativa se interponga en tus metas profesionales, sigue estos sencillos consejos que te ayudarán a potenciar tus competencias en este ámbito.

1. Practica la escucha activa.

No es lo mismo oír que escuchar. Practicar la escucha activa requiere un esfuerzo, puesto que   implica comprender e interpretar el mensaje que la otra persona está emitiendo.

Escuchar activamente a la otra persona supone entender lo que te está contando verbalmente, analizar sus gestos e identificar su propósito, y utilizar gestos y frases para confirmar que le estás escuchando y entendiendo.

Es importante ofrecer un feedback o retroalimentación a la otra persona, que refuerce la comunicación. Con este fin puedes realizar preguntas asertivas para confirmar si estás comprendiendo el mensaje o parafrasear sus comentarios, repitiendo con tus propias palabras la idea que has interpretado. También es conveniente que refuerces el mensaje con gestos  y palabras.

2. Céntrate en el mensaje

Es importante que te concentres en el contenido del mensaje, en lo que te está contando, y no te distraigas o  centres en otros aspectos, como el tono utilizado.

Evita tratar otros temas que no estén relacionados o hablar de lo sucedido en el pasado.

3. Selecciona el lugar y momento adecuado.

De nada sirve cuidar el contenido del mensaje si no se trasmite en el lugar o momento adecuado.

Imagina que tienes que solucionar un problema personal o realizar una crítica sobre el trabajo realizado a un trabajador. En este supuesto, deberás elegir un momento en el que sepas que puedes  tratar el tema con calma, sin interrupciones que impidan solucionar el conflicto. Además, tendrás que hacerlo en privado, para no poner en evidencia a esa persona y empeorar la situación.

Por otro lado, si se trata de elogios, puede ser positivo que el elogio sea en público.

4. Elige el mejor canal.

Existen diferentes canales o medio a través de los que podemos comunicarnos. El más aconsejable es a través de la palabra, cara a cara, especialmente si hay que tratar temas conflictivos o complejos.

Para comunicados generales o para dejar constancia de lo hablado, se pueden utilizar medios escritos, como folletos o mensajes de correo electrónicos.

5. Sé claro y conciso.

Si quieres que la otra persona entienda tu mensaje debes ser claro, preciso y concreto. Evita ambigüedades, andarte con rodeos, dar excesivas explicaciones o utilizar generalidades.

Cuanto más específico y breve seas, mejor entenderá el mensaje el receptor.

6. Cuida la comunicación no verbal.

En la comunicación no  verbal intervienen diversos signos,  gestos, posturas, el volumen de voz, el tono o sonidos guturales que acompañan al mensaje. Esta comunicación no verbal debe reforzar el contenido del mensaje y no contradecirlo.

Para mejorar tus habilidades comunicativas tienes que entrenarte en el uso de tus gestos, controlar tus posturas o aprender adecuar el tono de tu voz.

7. Practica diferentes técnicas de comunicación.

Ensaya y utiliza diversas técnicas de comunicación asertiva que te ayudarán a que ésta sea mucho más eficaz.

Por ejemplo, puedes utilizar la técnica del disco rayado para expresar tu opinión. Esta técnica se utiliza para insistir en una idea y se caracteriza por repetir continuamente la idea principal de tu mensaje, reflejando que entiendes a la otra persona.

Cuando tengas que realizar una crítica o expresar una negativa, puedes utilizar la técnica del sándwich. Ésta consiste en emitir primero un mensaje positivo, como dar las gracias o emitir un halago, para posteriormente realizar la crítica o la negativa y finalizar tu frase con otro mensaje positivo, ofreciendo ánimo o confianza.

 

Post relacionados:


POST - TOFU - Habilidades Director General

Tags:

Añadir comentario