Programas de auditoría: puntos clave a tener en cuenta

programas de auditoría

¿Tu equipo de trabajo cree que los programas de auditoría les hacen perder el tiempo? ¿En tu organización se minimiza la importancia de esta eficaz herramienta previa a una auditoría? Si ese es el caso, no dejes de leer el artículo de hoy, un texto en el que te contamos los puntos clave sobre este tipo de programas, un resumen que convencerá al más reacio de la importancia que tienen los programas de auditoría para el éxito de tu proyecto empresarial.

 

 

 

Qué son los programas de auditoría

La clave para apreciar y valorar algo siempre está en el conocimiento, en saber qué es y qué utilidad real y concreta tendrá para nosotros, ¿verdad? Lo mismo ocurre con los programas de auditoría: si nuestro equipo no sabe en qué consisten, minimizarán su importancia y tenderán a rechazarlos.

Explicados sencillamente podríamos decir que los programas de auditoría son guiones que nos ayudan a hacer una auditoría – de cuentas, de calidad, de lo que sea- en el menor tiempo posible y con la calidad más alta deseable.

Es importante no olvidar que los programas de auditoría no son la auditoría en sí, sino la preparación de esa importante herramienta de control y seguimiento que es imprescindible para cualquier empresa moderna, comprometida y con un líder eficaz que tenga verdaderos deseos de posicionar a su empresa en un mercado tan globalizado como competitivo.

 

Para qué sirven los programas de auditoría

¿Para qué sirven los programas de auditoría? Para muchas cosas, entre ellas las siguientes:

 

1. Distinguir lo importante de lo superfluo.

Una de las claves de una auditoría de calidad es conseguir recabar datos que tengan interés, encontrar ese dato encubierto que puede ocultar un problema real. Poner en práctica los programas de auditoría nos permitirá hacer una lista de los datos que tenemos que conseguir durante la fase práctica del análisis; evitará, en otras palabras, que el árbol no nos deje ver el bosque.

2. Reducir el tiempo de la auditoría.

No vamos a negar lo evidente: cuando una empresa o un grupo de trabajo es auditado el tiempo de trabajo efectivo se reduce considerablemente. En los tiempos que corren, las horas de trabajo son tan valiosas como el mismo oro y cuanto mejor preparado tengamos el guión de esa auditoría, menos tiempo tardará el auditor interno o externo en recabar los datos que necesita. Desde este punto de vista podríamos decir que los programas de auditoría sirven para reducir el tiempo de la auditoría en sí y, en consecuencia, para ahorrar unas valiosas horas de trabajo.

3. Garantizar que la auditoría cumple sus objetivos.

Si alguna vez has hecho una auditoría interna o has colaborado en la elaboración de una auditoría externa, seguro que sabes cuáles son sus diferentes objetivos: comprobar que todo fluye como estaba planeado, que las cuentas cuadran, que se están implementando los diferentes sistemas de gestión de la calidad de la forma más correcta posible, que está obteniendo los frutos previstos la inversión en una formación de alto nivel para directivos senior o los programas formativos para mejorar las capacidades directivas de los nuevos talentos, etc.

Los programas de auditoría son útiles para optimizar el proceso de auditoría en sí, para que esta herramienta alcance los objetivos deseados: optimizar los procesos y aprovechar al máximo cada euro que invertimos en nuestra organización.

 

¿Qué te parecen estos puntos clave sobre los programas de auditoría? ¿Los conocías?

 

Gestión financiera

Tags:

Añadir comentario