Si tu idea es apostar por la independencia financiera y montar un negocio propio, la sociedad limitada unipersonal puede ser una gran opción. ¿Quieres saber en qué consiste exactamente esta figura? ¡Te lo contamos a continuación!

 

¿Qué entendemos por sociedad limitada unipersonal?

Elegir una u otra forma jurídica puede determinar el futuro del negocio o empresa que quieres poner en marcha. No es lo mismo asociarte con diez personas más que hacerlo con dos o incluso apostar por la plena independencia. Sea cual sea tu decisión, debes saber que se trata de un elemento importante.

TEXT - TOFU .Herramientas Gestion Financiera

 

Una de las figuras mercantiles poco conocidas es la sociedad limitada unipersonal, en la que la participación recae sobre una sola persona, quien, por cierto, puede actuar como persona física o como persona jurídica.

O dicho de otra forma, es una empresa o negocio formada por un único responsable, en quien recaen todas las obligaciones comerciales, contractuales, jurídicas, entre otras.

El origen de una sociedad limitada unipersonal puede ser por la constitución de una nueva marca o empresa por una sola persona, tal como ya se ha dicho, o también ante el abandono de varios socios de una sociedad limitada, que entregan el dominio de dicha sociedad al único miembro que queda activo.

Este último caso el más habitual. Sin embargo, para que tal sociedad quede legalmente establecida, el responsable que permanece al frente de la misma debe actualizar dicha situación ante el Registro Mercantil y dejar clara la nueva figura jurídica del negocio.

 

Sociedad limitada unipersonal y sociedad limitada, ¿son iguales?

La sociedad limitada unipersonal no debe confundirse con la sociedad limitada, una figura en la que aparecen dos o más socios al frente de la empresa u organización.

Si bien el trámite de la constitución de ambas es similar, al menos en lo que respecta al circuito mercantil español, la diferencia fundamental es que la sociedad limitada unipersonal sólo debe estar al frente de una persona.

La Ley 2/95 del 23 de marzo, así como el Real Decreto Legislativo 1/2010, establecen el marco para la constitución de empresas bajo esta figura, avalando los requisitos que a su vez se incluyen en la Ley de Sociedades de Capital en España.

 

¿Qué ganas si optas por una sociedad limitada unipersonal?

La constitución de una sociedad limitada unipersonal va ligada a una serie de ventajas que no tienen otras figuras mercantiles. Veamos algunas de ellas:

  • Mayor independencia en la toma de decisiones, pues oficiarás como el único responsable de la deriva del negocio. Tendrás autonomía y libertad plenas para actuar en la gestión y la administración.
  • El trámite de constitución es más sencillo que si lo hicieras junto a otros socios, pues eres el único responsable jurídico de la empresa. De hecho, resulta más sencillo obtener financiación de este modo que con otras figuras de gestión.
  • Los costes de constitución y de sostenibilidad son, al menos en principio, más bajos que los de una sociedad con más miembros.

 

Eso sí, ten en cuenta que si decides constituir una sociedad limitada unipersonal, debes tener claro que aumentará tu nivel de responsabilidad a la hora de llevar a cabo tus labores de gestión y administración. Incluso, quizá este nuevo papel haga necesario que desarrolles habilidades directivas que aún no posees. ¿Estás preparado para ello?

 

POST - TOFU - Herramientas Gestion Financiera