5 ventajas del coworking para los nuevos emprendedores

coworking

El coworking es un sistema de trabajo que se basa en una premisa sencilla: varias empresas y profesionales, independientemente de cuál sea su sector de negocio, comparten un mismo espacio de trabajo, lo que implica a su vez compartir gastos, materiales y todo aquello que los trabajadores crean conveniente compartir. Se trata de una modalidad de trabajo que ha crecido mucho en los últimos años y es una opción que cada vez tienen en cuenta más compañías.

¿Quieres saber por qué el coworking está tan de moda entre los profesionales del siglo XXI? A continuación te mostramos 5 ventajas del coworking para los nuevos emprendedores.

 

Compartir gastos

Por supuesto, una de las grandes preocupaciones de los nuevos emprendedores son todos los gastos necesarios para poner en marcha y mantener una empresa propia. Precisamente esa es una de las grandes ventajas del coworking, en el que varias empresas comparten un mismo espacio y, del mismo, modo, comparten gastos de alquiler, energía, material, etc.

 

Ambiente de colaboración y cooperación

El coworking se cimenta en la cooperación entre empresas de cualquier índole que, gracias a compartir un mismo espacio laboral, tienen la oportunidad de aunar esfuerzo creativos, compartir gastos o estrechar relaciones humanas entre sus empleados. Todo ello fomenta un ambiente de cooperación en el que el compañerismo y los valores humanos son más fuertes. Además, permite la aparición de nuevos puntos de vista y de ideas frescas e innovadoras.

 

Mayor flexibilidad

La mayoría de estos espacios están habilitados las 24 horas del día los 7 días de la semana, de manera que cada coworker puede elegir (dependiendo de la flexibilidad de cada empresa) las horas del día en las que prefiere trabajar. Además, permite trabajar en un espacio habilitado para ello y en el que no existen distracciones, al contrario de lo que ocurre con el trabajo desde casa, en el que es más difícil separar el ámbito laboral del familiar.

 

Ampliar cartera de contactos

A través de la cooperación y colaboración entre profesionales y empresas se puede aumentar la cartera de clientes, e incluso llevar a cabo proyectos con la ayuda de otros profesionales que, de otro modo, no habrían podido hacerse realidad. Además, disponer de nuestro propio espacio laboral donde recibir a los clientes siempre da imagen de seriedad y profesionalidad.

 

Formación complementaria

Ya hemos comentado que una de las principales ventajas del coworking es que fomenta la comunicación y las relaciones humanas entre profesionales. Además, en muchos de estos espacios también se preocupan por el desarrollo profesional y personal de los trabajadores, y proponen cursos o talleres, que ofrecen un extra al trabajador. Algunos de estos cursos pueden ser para especializarse en algún puesto de la compañía, y otros simplemente sirven para conocer nuevas aficiones o desconectar del trabajo por un rato (por ejemplo, talleres de yoga).

En cualquier caso, el coworking es un sistema de trabajo al que recurren cada vez más empresas, sobre todo aquellas de reciente creación y cuyos trabajadores suelen responder a un perfil de profesional joven, activo, adaptado a las nuevas tecnologías y con ganas de comerse el mundo.

 

Post relacionados:

 

 

POST - TOFU - Habilidades Emprendedor

Tags:

Añadir comentario