Lean marketing: definición y factores distintivos

Lean marketing es una forma de aumentar la eficiencia y convertir los grandes proyectos de este departamento en tareas fáciles de monitorizar. El trabajo diario en marketing es diverso y dinámico, es cambiante y desafiante y, además, en muchos casos, depende de terceros externos, como agencias, socios, o consultores. Para la mayoría de los equipos, cada jornada es un reto y, por eso, resulta complicado organizar actividades y campañas dentro de plazos razonables y predecibles con un enfoque de gestión tradicional.

Evolucionar hacia un planteamiento de Lean marketing es un movimiento estratégico que cambiará por completo la forma en que trabaja este área.

 

TEXT - TOFU - 5 conceptos del marketing que no dejarán de ser útiles

 

No obstante, para que el esfuerzo dé los frutos esperados, tiene que obtenerse el compromiso colectivo de avanzar en la búsqueda de un cambio incremental. El siguiente paso es establecer bucles de retroalimentación.

Con Lean, el cambio se produce principalmente a medida que se ajusta la mentalidad de las personas, algo que se conseguirá de forma natural, ya que los equipos de marketing siempre se comunican entre sí y coordinan actividades con otros departamentos o partes externas.

 

¿Qué es el Lean marketing?

Lean marketing es un enfoque de gestión de la estrategia de mercadotecnia que cada vez se está volviendo más popular, gracias a su adecuación a la naturaleza del trabajo de este departamento. Su respaldo dinámico ayuda a trabajar de manera más eficiente sin afectar a los procesos creativos.

El marco de Lean marketing se centra en tres aspectos:

  1. Iteración
  2. Pruebas
  3. Medición

Se trata de los principales pilares de la metodología Lean y los elementos que hacen posible experimentar una mayor flexibilidad, coordinación fluida con otros departamentos y una increíble simplificación de proyectos complejos.

Una estrategia de marketing así planteada ofrece la oportunidad de hacer del proceso mismo una herramienta que permitirá influir en los resultados, gracias al respaldo de datos empíricos y análisis. Sin coartar la creatividad en ningún momento, este enfoque consigue que las suposiciones y estimaciones queden reemplazadas por conclusiones objetivas y resultados medibles.

 

¿Qué hace que el marco de Lean marketing sea diferente del marketing tradicional?

En el marketing tradicional, el producto final se determina de antemano y los equipos no pueden ajustarse y adaptarse durante el proceso de creación. Ese plan de marketing inamovible juega en contra de la empresa, ya que su entorno es todo lo contrario: absolutamente dinámico.

Lean marketing se basa en unos principios diferentes que potencian la adaptabilidad y actualización de la planificación. Sí, por ejemplo, se logra entregar más rápido al dividir las entregas grandes a largo plazo en tareas pequeñas. En la práctica, eso permite probar una campaña más rápido y lanzarla, mejorándola progresivamente hasta lograr el mejor ajuste.

Otro aspecto diferencial son las reuniones frecuentes de estado para analizar qué está funcionando, qué se ha hecho y qué impide que el equipo haga más. Este tipo de encuentros, además de ayudar al equipo a estar siempre sincronizado, facilitan encontrar y resolver los desafíos antes de que se conviertan en problemas.

Por último, habría que mencionar el foco, como factor distintivo. La estrategia de Lean marketing alienta a las personas a centrarse y trabajar en tareas individuales. La multitarea queda relegada, al considerarse que reduce los niveles de productividad. El resultado es la mejora continua, que ayuda a la marca a volverse imbatible, relevante y fácilmente reconocible.

 

Créditos fotográficos: Melpomenem

 

POST - TOFU - Conceptos Marketing


1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
(Ninguna valoración todavía)

Entradas relacionadas

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

Deja un comentario