En el área de Recursos Humanos, se conoce como efecto halo al sesgo cognitivo que se produce durante una entrevista o reunión de selección de personal por efecto del predominio de un rasgo o actitud de una persona.