Cuando se obtiene un préstamo es necesario pagar, tanto el monto de la cantidad prestada, como los intereses generados. Calcular el tipo de interés es necesario para conocer a cuánto asciende, en realidad, una deuda.