Monitorización, clave para la gestión empresarial  

monitorizacion

 El concepto tradicional de monitorización nos lleva de inmediato a sinónimos como autoridad, gerencia, control, inspección e incluso vigilancia. Sin embargo, por fortuna mucho ha llovido desde entonces; ahora hablamos de esta labor empresarial desde una perspectiva mucho más acorde con las exigencias de nuestra época.

TEXT - TOFU - Casos Éxito Emprendimiento

 

¿Cómo entender la monitorización en la gestión del siglo XXI?

Los cambios en los modelos empresariales no solo afectaron las estructuras de muchos negocios, sino que también replantearon las labores empresariales esenciales, entre ellas la monitorización de tareas y procesos.

Los trabajadores dejaron de ser piezas de un engranaje industrial y se convirtieron en partícipes directos de los procesos y las transformaciones de los negocios de los que forman parte. De hecho, pasaron a ser el principal activo de las organizaciones.

Esto modificó, por consiguiente, el rol de la gerencia y de los jefes seccionales en todos los niveles de las empresas. Las figuras directivas se alejaron de los sistemas rígidos, restrictivos, y dieron paso a otros más abiertos y participativos.

Cambiaron, también, las formas de evaluar, medir y dar seguimiento a los procesos internos y externos. La monitorización se replanteó y pasó a ser una acción cercana al acompañamiento, la asesoría y la orientación.

 

Beneficios de una monitorización empresarial eficaz

No es casualidad que muchas de las empresas que han implementado estrategias de monitorización participativas sean las que obtienen mejores niveles de rendimiento. La flexibilidad es un elemento es fundamental en el nuevo contexto para conseguir los resultados que nos hayamos trazado de antemano.

Si tu objetivo es aplicar un modelo de monitorización similar al que hemos descrito, ten en cuenta los siguientes beneficios:

  1. Detección de puntos críticos y sus causas:

Un modelo de monitorización restrictivo se limitaría a identificar la incidencia puntual y a determinar la responsabilidad. En cambio, con un modelo menos rígido la idea no solo es detectar los puntos críticos, sino elaborar una memoria que sirva para casos posteriores.

  1. Análisis del rendimiento de cada trabajador:

Otra ventaja de la monitorización flexible es que el jefe o directivo deja de ver a sus colaboradores como una masa uniforme y analiza cada uno de los casos por separados. Es decir, se individualiza la monitorización y la hace más precisa, exacta, humana y efectiva.

  1. Aplicación de soluciones en tiempo real:

Los directivos que acompañan, orientan y señalan la ruta de actuación no se limitan a responsabilizar a quienes han cometido fallos en los procesos. La idea que les anima es aplicar soluciones en tiempo real, lo cual supone un ahorro de costes y el fortalecimiento de métodos preventivos.

  1. Implementación de acciones preventivas:

Siguiendo en línea con lo anterior, al directivo o jefe que aplica estrategias de monitorización flexibles no le interesa detectar fallos; más bien, su verdadero objetivo es crear una cultura de la prevención en la organización, es decir, lograr que este principio forme parte de la cultura corporativa.

 

La monitorización es un factor indispensable para el éxito de cualquier rol directivo. Sin embargo, cuanto más flexible sea, mejores serán los resultados en temas como la productividad, la eficacia y el rendimiento.

 

POST - TOFU - Casos de éxito emprendimiento

Tags:

Añadir comentario